Crónica

Knave Montes Aeronaúticos
15 B - 17
CR Liceo Francés
Liga Femenina Grp B
26-02-2017 16:30
Puerta de Hierro
(Madrid)

Era un día espléndido para jugar al rugby, brillaba el sol, no había viento y la temperatura hasta invitaba a quitarse la térmica (a algunas). El partido contra el CR Liceo Francés en Puerta de Hierro lo acompañaba esa preciosa tarde cuasi primaveral y las ganas del XV del águila, que hacían el calentamiento con la concentración del partido anterior, la misma intensidad y las mismas ganas de entrar al campo a por todas.
- ¿Qué somos? Un equipo
- 1, 2, 3 Aeronáuticos!!
Sonaba el pitido inicial y nos tocaba sacar, Blanca ponía en juego el oval y comenzaba la pelea para recuperarlo. Durante los primeros 20 minutos, las nuestras no acabábamos de adaptarnos al juego, se nos caían balones y la intensidad era un poco menor que la del Liceo, los despistes hicieron que nos encajasen 10 puntos que dolían, pero nos hicieron despertar. Empezamos a entrar con más ganas, a mover más el balón, las melés empezaban a sentirse fuertes y poco a poco los metros hacia la línea de ensayo se iban acortando. 
En el minuto 25, nuestra apertura Tamara, tras varios golpes por parte de las rivales cerca de su línea de 22, consiguió cruzarse en una diagonal a una velocidad bastante elegante y posar el oval en los cinco puntos que nos hicieron empezar a creer que sí se podía. Y claro que se podía, a falta de unos pocos minutos para que la primera parte acabase, otro golpe de castigo del XV  opuesto haría que los gritos de nuestra zaguera Anita colocasen el balón listo para colarse entre palos, 8-10 en el marcador. La diferencia era asumible, las ganas eran más y los ánimos de la grada eran todavía mayores. Nos íbamos al descanso con un sí, sí se puede, jugábamos allí y ahora.
Tras un descanso casi tan intenso como la primera parte, ánimos de nuestros entrenadores Remero y Purdi, ánimos de nuestra capitana y ánimos entre todas, comenzaba la segunda mitad, enchufadas desde el minuto cero, tocaba recibir.
 Las cruces entre los centros y la apertura, la presión de nuestra medio-melé a su contraria, las ganas de las terceras por el balón, la intensidad de las alas para atacar y defender, las melés de nuestras delanteras, las patadas para jugar en campo contrario y alejarnos de nuestra zona de defensa, pero sobre todo, el hecho de creernos un equipo, todas juntas, con las ganas de un todo y no de quince unos, hicieron que otros cinco puntos de la mano de Belén, que este era su último partido de la temporada, nos pusiesen por delante del marcador, marcador que se agrandaría un poquito más gracias a la transformación del pie de nuestra zaguera. Esto no nos hizo dejar de luchar, no queríamos conformarnos y tras varios golpes en la zona de defensa de la contraria otra vez Anita quiere palos, tensión y no entra, pero seguimos luchando. 
A pesar de ello, un despiste en defensa en los últimos minutos nos ponía en empate 15-15 y transformaban 15-17, a falta de 12 minutos, aún se podía. Aunque no se pudo, nuestras águilas lucharon hasta el final, cada minuto, como un equipo, luchábamos por la victoria. Pitido final.
Lo mejor: que partido a partido vamos creciendo como equipo y las patadas para jugar en campo contrario.
Lo peor: la rotura del dedo de Patri, la lesión del tobillo de Tamara y que haya sido el último partido de la temporada de Belén, aunque ella nos ha dejado con buen sabor de boca.
Y esto es todo amigos.
Alineación: 1. Stephi, 2. Luchi, 3. Natha (C), 4. Patri, 5. María, 6. Niño, 7. Tere, 8. Leti, 9. Belén, 10. Tamara, 11. Silvia, 12. Blanca, 13. Almudena, 14. Olguita y 15. Anita. También jugaron Betty, Benny, Sara, Elena, Alma y Claudia.